Seleccionar página

Coronavirus: elogio a la idiotez

Coronavirus: elogio a la idiotez

Coronavirus elogio a la idiotez: a ese que tras el anuncio de cuarentena su primer objetivo fue conseguir bultos de papel higiénico, aplausos. También, cómo no, a los que, a pesar de los números, repiten que el covid-19 es solo una gripita. A los que quieren todos los tapabocas del mercado para ellos, a los que para comunicarse tienen que, obligatoriamente, invadir el espacio personal, y abrazan y estornudan porque sí, por ser irónicos como este texto. Entienda que el sarcasmo tiene sentido cuando el interlocutor la entiende, de lo contrario se convierte en ofensa.

Al que cree que eso no le puede pasar porque tiene unas defensas de superhéroe. Y también a los conspiranoicos, que se dividen en varios grupos: quienes dudan del virus, quienes creen en el virus como un arma de guerra y quienes creen en que el virus hace parte de la agenda de los sabios de los protocolos de Sion. De cualquier forma, para todo el mundo, es hora de establecer un nuevo orden mundial. Pero, sin aprobar todas sus excepciones, para ellos esto es un elogio.

La única ventaja que tal vez tuvieron aquellos que padecieron con creces las otras pandemias del siglo pasado (Ébola, la peste, Gripe española), fue que la idiotez no se propagó en cuestión de segundos. Claro, no existían Facebook ni Twitter. No quiero ni imaginar la clase de cataclismo que nos sobrevendría si —como un malware— la humanidad llegara a infectarse por algún tipo de virus vía internet. Buen argumento para un filme hollywoodense.

Internet no es el diablo, advierto porque esa puede parecer la premisa. Como infectarse de coronavirus tampoco lo es. Acá el problema es que, como civilización en retroceso, el usuario replique lo falso y que el portador, sabiendo que está infectado o corra el riesgo de infectarse e infectar a otros, le valga, digámoslo así, diez kilos de verg4. Porque, parafraseo a mis destinatarios, “temen morirse”. Repito, Genios.

Aprovecho para lanzar ideas romantizadas, El amor duele, Hay que aceptar al otro tal como es,  Lo prohibido es lo mejor. En cuarentena todos queremos salir por natura, pero es necesario mantenernos guardados. Repito, Es necesario. N e c e s a r i o. Si la salvación del planeta —por ende del mismo ser humano— estuviera en hacer lo que nos diera la gana, esos a quienes va dirigida esta oda se quedarían quietos, inmóviles como maniquíes. Porque desobedecer es el sentido de la vida, porque detrás de toda advertencia política hay maña, porque siempre hay gato encerrado. Tengo la sensación de que anida allí un narcisismo del tamaño del sistema solar.

Nos dijeron, No lleven mascarillas, no es necesario —hasta podría ser contraproducente—, y todos corrimos a las farmacias por él. Ahora, la OMS dijo, Todos deben llevar mascarillas, y ya nadie la lleva porque se agotaron. Con razón ese microscópico bicho nos está ganando la batalla. Si no me cree, vaya vea usted cómo se abarrotan en el supermercado, cómo creen —idea muy religiosa— que la salvación es personal, que si se salva el individuo, el idiota, todo va a estar bien. Francamente, por más que lo analizo, sigo sin comprender de qué sirve el papel higiénico si no puedo comer, si tengo hambre, porque si no hay nada en el estómago, tengo entendido, tampoco hay nada qué defecar.

A mí eso no me da, se les oye decir, Tengo unas defensas super poderosas, y seguidamente advierten, Mi abuelo vivió ochenta y siete años y tomaba caldo de palomo y jugo de guayaba todos los días, pura vitamina C. Yo tomo lo mismo. Y si uno les pregunta en dónde está el abuelo en estos momentos, responden que bajo tierra, muerto. Cielos, bastante útil el jugo de guayaba y el caldo de palomo aquel. Con razón, una pinche cadena de ARN nos va ganando la batalla.

Por Alicia Sánchez Fort

¿Qué te ha parecido este artículo? Coronavirus elogio a la idiotez. Síguenos en nuestras redes @LoUltimo.co

Videos recientes

Cargando...

Suscríbete a LoUltimo.co

Escribe tu Correo Electrónico para recibir los últimos artículos en tu Inbox!

Te has suscrito a LoUltimo.co!

Pin It on Pinterest